20 nov. 2010

Halo


Corría el año 2001 cuando una desarrolladora de videojuegos llamada Bungie Software, relativamente desconocida pero madre ya entonces de una trilogía de videojuegos hoy legendaria llamada Marathon, lanzaba al mercado un videojuego para una consola no menos desconocida en un mundo donde la PleiEsteision era la reina de la pista. Se llamaba Halo: Combat Evolved, para XBOX, la nueva consola de Microsoft.

Un juego que ponía en escena ingredientes tan jugosos como alienígenas, misterios ancestrales, tecnología hiper-avanzada, supersoldados, armaduras potenciadas, inteligencias artificiales, batallas épicas y una historia previsible pero muy bien contada, aderezada por una banda sonora de toma pan y moja. El buen hacer del saber mezclar, un cocktel digno de una buena noche de fiesta que no podías dejar de beber.

Pero unos pocos años más tarde, esta historia previsible se iba a convertir en una montaña rusa de estas que empiezas a descubrirla boquiabierto y con los ojos como platos flipando en colores, para terminarla tirándote de los pelos porque todavía quedan años para que salga la tercera parte. Me refiero a Halo 2, ese pedazo juego que le da tres o cuatro giros de vuelta al argumento, empezando por una intensa mega-épica-de-la-muerte batalla contra una flota de naves del Covenant, disparos de cañones gauss aquí y allá, naves flotando triparriba como los peces, elites y grunts desembarcando en las estaciones espaciales, y tú, encarnando al Spartan-117, en todo el medio dirigiéndote a ninguna parte mientras aterrizas en el In Amber Clad solo para descubrir que la ciudad de Nuevo Mombasa está siendo invadida. Y todo esto mientras piensas: "Joder, como se parece esto al principio de Macross". Y no os voy a decir como termina, solo decir que termina de infarto, cliffhanger a la enésima potencia :)))


Pero por fin... ¡Por fin llega el día en que sale Halo 3! Y se arma gorda con los trailers, ese mensaje de Cortana que no se sabe muy bien de donde llega, con ese poema de Tomas Eliot tan chungo: "ASI es como acaba el mundo. No con con una explosión, sino con un gemido", que te pone los pelos de punta. Ya nos temíamos lo peor los fans de la saga, pensando que habíamos llegado demasiado tarde y nos tocaría recoger los pedazos. En cierto modo fue así, ya que nos tocó meternos de lleno en una guerra por la libertad de la Tierra, una guerra civil entre los Shangheili (Élites), y una carrera por la posesión del Arca. Entonces es cuando saltamos de nuevo a las naves para descubrir la Instalación 00, se abre un nuevo mundo ante nosotros y casi podemos vibrar como si realmente estuviésemos allí. Aunque realmente es porque sabes que estás muy cerca del final. No del final del juego. Del final de todo: La guerra, la batalla... todo.



Y se que me dejo muchas cosas en el tintero, empezando por los  antagonistas involuntarios de la saga; y terminando por los anillos que dan nombre al juego, pasando por sus creadores, los Forerunners, esa retorcida especie llena de misterios que construyó la madre de todas las armas de destrucción masiva para frenar a la abuela de todas las armas de destrucción masiva: Esos parásitos altamente infecciosos conocidos como los Flood que "alguien" liberó por error de la Instalación 04 aka Alpha Halo... o Halo a secas. Y no, por una vez no fueron los humanos los responsables.



Como se puede ver... Es una saga que me encanta. Y eso que estoy desenganchado de los tres últimos juegos que han salido, aunque me he leido algunas novelas y comics. También me he visto entera la mítica parodia de Red vs Blue, y estoy por ver algún día de estos Halo Legends. La razón de que me guste, es la mezcla que citaba arriba: Halo tiene en un mismo paquete, muchas de las cosas que me gustan de un universo de ciencia-ficción. Para colmo, la primera novela está llena de batallas entre naves de línea épicas y muy bien redactadas, que no siempre tienen final feliz y al mismo tiempo reflejan a la perfección lo desesperado de la guerra contra el Covenant.

Aunque podría pensarse en los supersoldados Spartan como los protagonistas de la saga, lo cierto es desde el principio y a medida que vas descubriendo el universo completo, te das cuenta de que éste tiene muchos y entrañables protagonistas en uno y otro bando. Casi querrías que Cortana viviese para siempre, y cuando descubres sus orígenes a manos de la doctora Hasley y "quien" es en realidad, no puedes evitar volver a los juegos para empezar a encajar más piezas de la historia que antes habían pasado desapercibidas. Querrías también ponerte en la piel de uno de esos valerosos marines, no ya los ODST, (Orbital Drop Shock Troopers, paracaidistas en versión asalto orbital), sino marines de a pie, dando el callo en todas partes. Y cuando conoces la historia de todos los Spartan, ceñirte solo a encarnar al 117 te sabe a poco.

Los Halos no son perfectos, pero como dijeron hace tiempo, no tienen puntos flacos, por lo que la nota final es muy alta. Bungie fue pionera en mimarlo con ciertos detalles que hasta entonces pocos juegos mostraban, como darle una banda sonora digna de una superproducción de Hollywood, o esforzarse por hacer personajes completos y no simples pnjs planos de relleno.

Pero no se puede decir que sea original... "Si, eso está claro", diréis, pero no es lo que parece. Digo que no es original porque Halo no deja de ser un remake de la saga Marathon, tres juegos tipo FPS que salieron para Macintosh. Está plagado de guiños, empezando por el propio "logo" de Halo, que es el mismo que el de Marathon, siguiendo porque hay una IA gemela a Cortana que se llama Durandal, y hay cyborgs similares a los Spartans. ¿Importa esto? La verdad es que no. Halo es una especie de Marathon hecho sin reparar en gastos. Y gracias a Halo, Marathon se ha hecho famosa y muchos han querido jugarla, pese al paso de los años.

Ahora, vamos a hablar de cosas serias. Halo y los juegos de rol. Buenas y malas noticias me temo. Empezando por las malas, no existe ningún juego de rol oficial, y los intentos de adaptaciones serias que se hicieron, fueron capadas por Microsoft debido a problemas con los derechos de autor de las ilustraciones empleadas. Hay por ahí versiones caseras muy de andar por casa para d20 system y Silhouette que yo conozca, también quedaban retazos de una de las conversiones paralizadas para GURPS. La buena noticia es que es muy fácil de adaptar haciendo uso de juegos que hagan mucho hincapié en la Hi-Tech, con todas esas cositas que mencionaba al principio de la entrada.

Se me ocurren juegos como Mekton Z, Cyberpunk 2020, Cacería de Bichos, Jovian Chronicles, 2300AD, Shadowrun o Eclipse Phase, etc. Que me perdonen los fans de Traveller, (aunque yo sea uno), pero si no lo nombro es por conocimiento de causa: Yo ya lo intenté adaptar, y aunque en general tiene todo lo necesario, en particular flojea mucho con el tema de las IAs y las redes informáticas, cosas indispensables en este universo. Por supuesto, genéricos todoterreno de los completitos facilitarán mucho la labor, como GURPS, HERO System, Tri-Stat y compañía. Los más sencillos también sirven, (siempre sirven), pero habrá que trabajar más. Dicho sea de paso, existe una conversión de Marathon a GURPS 3E. La podéis descargar aquí. Puede que os sirva de referencia.

Posibilidades de juego: Principalmente, es una ambientación bélica en la que no faltan además de los tiros a mansalva, investigación, proyectos científicos, servicios de inteligencia, misiones de reconocimiento a lugares extraños y mucha vida a bordo de naves espaciales. Siempre puedes jugar alternativas, como llevar supervivientes en medio de una invasión del Covenant, o directamente tomar parte del lado de los malos: Gracias a Halo 2 y a las novelas, uno puede hacerse una idea de como funciona la sociedad de los Élites y formar parte de la historia desde la piel de uno de ellos.


Más posibilidades pueden venir si nos vamos a otras épocas, o a otras zonas apartadas de la corriente principal. Antes de la guerra contra el Covenant, la humanidad estaba sumida en sus propios problemas, tenía revueltas en las colonias, luchas internas y un cierto temor a una gran guerra que acabase por dispersar a la humanidad por el espacio. Irse de gira por la galaxia en busca de artefactos Forerunner es también otra opción, y no os digo ya el irse a buscar otros Halos por ahí.

Tengo por ahí decenas de fotocopias de mis libros de GURPS con párrafos subrayados marcando las cosas que le irían bien al juego. No se si finalmente usaría este sistema, (siempre digo lo mismo y nunca me decido, a lo mejor es hora de agarrar el toro por los cuernos), pero desde luego que parco no se iba a quedar. Lo enfocaría a la parte bélica pura y dura, una de las cosas que más me gusta explotar de la ci-fi ya que muchas veces parece que por ser todo hi-tech, se tenga que dejar de lado el realismo.



PD: Perdón por el ladrillazo... Mucho estaba tardando yo en escribir algo sobre Halo en el blog, pero joe, que a gusto me he quedado xD.

2 comentarios:

  1. Cuando hablas de Halo siempre me apena que no me gusten los shooters... Lo que es una putada, porque algunos de los mejores juegos cifi son shooters :(

    ResponderEliminar
  2. Muy muy buena esta entrada...

    Me he divertido un mundo, y me llama la atención para ver si consigo alguna adaptación... Pues esta saga (aunque no he jugado el 2 y es el único que me falta :-( )da para muchas y muchas y muchisimas mas partidas... A mi en particular me encantó una de las novelas, donde explican el entrenamiento de los espartans (no me acuerdo el nombre) inclusive el entrenamiento de Jhon 117.

    Como para iniciar la cosa así, con los personajes en un buen nivel pero sobre la media (heroes), he irlo entrenando en misiones, ganando experiencias y luego lanzarlos a la guerra...

    ResponderEliminar