20 dic. 2010

Una partida de Mass Effect

Siguiendo con la crónica de las partidas de rol que tuve oportunidad de jugar este puente, le toca el turno a la mia propia: Mass Effect CdB. Argumento bastante lineal de mucha acción, y pese a todo, el diagrama de flujo salió muy enrevesado, (la paranoia de que los jugadores se me vayan por la tangente aprovechando un bug en el diseño de la aventura).

La historia tuvo algunos ajustes de última hora, antes de empezar, debido a que no participaron los personajes originales de la anterior partida, sino otros diferentes y mejor adaptados a las versiones más recientes de la conversión. Vamos que en vez de pertenecer a la Alianza de Sistemas, estaban a sueldo de Aria T'Loak. Así las cosas, empiezan su andadura en la Laztana, (mini-homenaje a mis inicios roleros con Mechwarrior, laztana significa literalmente, cariño), en un lugar bien conocido para los fans del juego: La órbita de Virmire.

Así, un turiano (el más rápido del oeste), un krogan (civilizado), un quariano (pelín carroñero) y una asari (más puta que las gallinas y con perdón), se enfrentan a la misión de dar caza a una corsaria renegada, recuperar todo lo que había estado robando a Aria y descubrir a que se había estado dedicando desde que desertó.

Tras la llegada de los corsarios al planeta, los personajes descienden en la Laztana y aterrizan en medio de la jungla, a pocos kilómetros de la base pirata. Cruzan un terreno lleno de depredadores autóctonos y trampas también autóctonas, para finalmente llegar a la base, custodiada por cuatro guardias. Aunque claro, es solo fachada porque en el interior de los edificios había varios mechas Loki y un YMIR full equip. Los primeros no fueron mucho problema, el segundo dejó a la asari por los suelos, pero no por daños, sino por la fatiga extrema que le ocasionó emplear sus poderes bióticos para mantener a los enemigos a ralla. De todas formas, quedó muy claro cual es la mejor manera de cargarse un YMIR: Arrancándole la cabeza de cuajo de una patada. Que se lo digan al krogan xD.

Krogan que por cierto fue todo un ejemplo de delicadeza, empleando la misma técnica para reducir a tres operarios agazapados tras un escritorio: Ahora forma parte del mobiliario empotrado de la pared. Al quariano por otro lado, le faltó poco para no acabar llevándose todo lo que no estuviese pegado al suelo, paredes o techo, (y me parece bien, todo se puede reaprovechar).

La persecución continua en alta mar, puesto que minutos antes dos lanzaderas se dirigieron a una base submarina a la que había estado abasteciendo en los últimos meses. Al llegar allí, se encontraron con que alguien se les había adelantado: Uno de los muelles de atraque tenía un agujero por el que cabía una de las lanzaderas, el sporte vital primario no funcionaba, y al secundario le quedaban unas seis horas hasta quedar inoperativo.

Los inesperados visitantes eran un comando salariano de operaciones especiales. Ellos no habían ido allí a por los corsarios, de hecho se los habían cargado a todos. Buscaban a los dueños de la base, unos Lystheni (salarianos renegados), que estaban investigando una cura para la genofagia. El encuentro entre personajes y salarianos no estuvo extento de tensión, (casi se lían a tiros), pero al final decidieron cooperar puesto que tenían intereses comunes.

Interceptaron al líder accediendo a los muelles por un camino alternativo... y echaron a volar con la lanzadera. Pero no se movieron ni un metro: Tras ellos, cierta asari más salida que el pico de una plancha ejecutó el poder biótico de levitar, acumulando tal cantidad de puntos de fatiga que pudo retener una lanzadera de varias toneladas de peso como si fuese una pelota. Dando así tiempo suficiente a los salarianos que no se andaron con chiquitas y se la cargaron con un cohete so pena de hacer algún destrozo extra en el mamparo de la base.

No pasó nada más... La base fue destruida, se intercambiaron algunos datos de investigación, el krogan no se enteró de que allí se estudiaba una cura para la enfermedad de los suyos, (y menos mal porque de lo contrario igual acaba matándolos a todos), y fueron felices y comieron perdices.

3 comentarios:

  1. Si que has tardado en comentar la partida, si.
    La verdad es que estuvo muy bien, y sirvió para comprobar (de nuevo) que el CdB funciona a la perfección para Mass Effect. ;)

    Por cierto, a ver si actualizo el archivo en Dropbox para que con las reglas definitivas hagas las razas que quedan... :D

    ResponderEliminar
  2. Alfonso, tengo una dudita; algunos de mis jugadores me han pedido que dirija CdB Mass Effect y sé que uno de ellos va a querer llevar un krogan, pero por mucho que intento hacer la plantilla de forma moderada siempre me acaba saliendo un monstruo injugable.
    ¿Como lo has hecho tu?

    ResponderEliminar
  3. Que va hombre, si son muy tiernos... Este de la partida hacía ventriloquía usando a los muertos como muñecos :P Aquí te dejo la plantilla que uso para los Krogans:

    Atributos: CON +1 Bueno (6 PD), INT -1 Mediocre (-3 PD).
    Origen: Tuchanka.
    Dones: Escala Positiva +2 (10 PD), Joroba Krogan (Coste en PD variable no incluido, ver más abajo), Regeneración Krogan (6 PD).
    Biótica: Obligación de adquirir uno de los tres dones bióticos (2 PD,5 PD,10 PD)
    Limitaciones: Cabezón (-3 PD), Estéril (Genofagia) (-5 PD).
    Limitaciones Clave: Irascible.
    Lenguajes: Krogan, común.
    Regeneración Krogan: Este don se activa al sufrir Incapacitado o Casi Muerto. Cuando esto sucede la herida más alta desciende un nivel cada 3 turnos –CON, mínimo 1. No se regeneran miembros perdidos. El Krogan puede volver a actuar en cuanto deje de tener heridas a nivel Incapacitado.
    Cuesta 6 puntos de desarrollo.
    Joroba Krogan: La joroba contiene nutrientes y agua que se han ido almacenando (como los dromedarios). Esto permite a los krogan estar una semana sin comer y beber a coste de 2 puntos por nivel hasta un máximo de 3 niveles (3 semanas= 6 puntos de desarrollo). Todos los Krogan empiezan con el primer nivel adquirido. Cuesta 2 puntos de desarrollo por nivel.

    ResponderEliminar